Ricardo La Volpe llegaría a una de las mejores selecciones en el mundo.

Uno de los técnicos más importantes en la historia del fútbol mexicano es sin duda el argentino Ricardo Antonio La Volpe, a quien muchos DT en el fútbol mexicano lo consideran como su maestro ya que su estilo de juego ha sido imitado por muchos a lo largo de los años.

A Ricardo Lavolpe se le recuerda mucho por aquella era dorada con los rojinegros del Atlas llevó a los tapatíos a disputar la final en 1999 contra los Diablos Rojos del Toluca. Pero sin duda por lo que más se le recuerda a La Volpe es por el proceso que tuvo con la selección mexicana de fútbol.

Para muchos esta selección de Lavolpe fue la última en jugar con espectacularidad, una selección que enamoró en la confederaciones y mundial de Alemana 2005 y 2006. Si bien en aquel entonces no se llegó al tan ansiado quinto partido, México dio muestras de gran fútbol.

Ahora el bigotón puede volver a dirigir a una selección nacional y no a cualquiera, sino a una que está considerada dentro de las mejores a nivel mundial. Se trata de la selección chilena, que después del fracaso de no ir a Rusia 2018 está pensando en una reestructura en la que el La Volpe figura dentro de los planes de los chilenos.

Si bien Chile no logró ir al mundial sigue siendo considerada una selección de las mejores en el mundo, con jugadores que están en las mejores ligas del mundo, por lo que de darse la contratación del argentino, el bigotón llegaría  a una gran selección.

El mismo Ricardo La Volpe ha reconocido que ya hubo un primer acercamiento con los chilenos:

Me llamaron, creo que tengo un buen curriculum. Lo hice bien con México en un Mundial, en una Confederaciones, y mi currículum ahí está, solo tenemos que esperar.

Además reconoció que existe un gran interés en dirigir a La Roja, pues, en palabras de La Volpe Dirigir a una selección es lo máximo para un técnico, porque puedes convocar a los jugadores que quieres según las características del sistema que quieres manejar y miras a los que quieres llamar. Por eso sí me gustaría (dirigir a Chile), porque estás dentro de una gran vitrina.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *